Tendencias en interiorismo y reformas para este 2022

La pandemia ha hecho que el hogar se convierta en el foco de atención principal para muchas personas. El teletrabajo es quizás uno de los motivos claves por los que se solicitan los servicios de Nexdo, una empresa de reformas en Barcelona. Transformar el espacio de las diversas estancias de manera que se ajuste a las nuevas necesidades derivadas de la situación actual es la máxima de muchos. Por eso en el presente artículo hemos recogido las principales tendencias en interiorismo y reformas para este año 2022.

Un despacho en casa

Hasta ahora se improvisaba. Las reuniones por Zoom se llevaban a cabo desde casa, lo que suponía que los trabajadores tuvieran que convertir la mesa de la cocina o del comedor en un entorno a medio caballo entre lo doméstico y lo laboral. En vista de que la pandemia se prolonga, muchos propietarios han optado este 2022 por reacondicionar alguna de sus estancias de forma que sirvan como entorno profesional. A menudo se recurre a las habitaciones más pequeñas o de invitados como estancias en las que acoplando un buen escritorio y unos cuantos muebles multifunción, permiten disponer de un espacio de trabajo relativamente ergonómico y cómodo.

Conexión con el exterior

Otra tendencia importante es la inversión en espacios exteriores como patios, jardines y terrazas. En algunos casos se opta incluso por el cerramiento de terrazas, de forma que se gana unos metros cuadrados útiles, para disfrutar de este enlace con el mundo de fuera tanto en invierno, como en verano. Las piscinas, las barbacoas y las zonas de descanso ajardinadas y con mobiliario de mimbre y cáñamo cobran protagonismo. En cuanto a las puertas de acceso entre habitaciones interiores y las zonas exteriores se procura que sean de estilo francés o correderas, en una búsqueda constante de que el exterior sea extensión del interior.

Gamas de colores neutros pero con textura

Aunque la gama de colores por la que se opta en la decoración de interiores este 2022 es neutra, los tonos blancos y siena marrón se combinan con azules intensos, verdes pastel y oro viejo que otorgan cierta sofisticación al entorno sin perder de vista el minimalismo cálido y acogedor. De igual modo, los colores sólidos se combinan con texturas presentes en papel pintado (para las paredes) o en el revestimiento textil de sofás, sillones, sillas acolchadas, manteles… cuyas telas lucen a menudo estampados florales en una reivindicación de lo natural y nuevamente ecológico. Por supuesto, esta texturización también alcanza a los azulejos, que a menudo presentan ciertos relieves sinuosos.

Concepto abierto

Para lograr espacios abiertos que nos permitan fluir mejor de una estancia a otra y dar menor sensación de encerramiento ya que vamos a pasar largas horas en el hogar, hay varios elementos que pueden contribuir a que la casa no se nos caiga encima. Por un lado, las cocinas abiertas integradas en el salón al estilo de cocina americana son una buena forma de ganar espacio y crear un entorno en el que comensales y cocinero/a estén próximos. Por otra parte, la iluminación natural supone un fuerte ahorro de energía que repercute positivamente en la economía, pero también en la alegría que emana del interior de la vivienda. Respecto a los cerramientos de cristal, permiten prolongar (como se ha mencionado previamente) el interior hacia el exterior, haciendo que lo de fuera sea partícipe de lo de dentro. Y por último, los baños tipo SPA, que favorecen a la relajación tras una jornada intensa de trabajo desde el domicilio, que se ha convertido en la nueva oficina donde desarrollar el trabajo.

5
5.00 - 1 Voto
Compartir en: Twittericono twitter Facebookicono facebook Pinteresticono pinterest

También te puede interesar