Escrito por Tendenzias

Decorar con cuerda de Manila

La cuerda de Manila es un nuevo diseño del estudio Atelier 688, se trató de crear una iluminación distinta, que fuera muy bien en los ambientes rústicos, pero que se pudieran poner en cualquier lugar.

En un ambiente muy elegante y que cuida todos los detalles, una lámpara de Manila encaja perfecto, poniendo el punto distinto.
Es un diseño realizado a mano cuya pieza fundamental es una cuerda de 3 metros de largo y de 2 pulgadas de diámetro, pero se pueden hacer de otras medidas, por encargo, según lo que necesite el cliente.
Su diseño es muy simple, la cuerda disimula los cables y en las puntas tiene las terminales donde se ponen los portalámparas, que quedan disimulados con los flecos de la cuerda.
Se puede diseñar para una o más lamparillas y poner la cuerda más alta o más baja.
Lo que hace de la lámpara de Manila una pieza única, son los nudos que se le hacen a la cuerda.
El modelo es simple pero muy audaz, y domina el ambiente, o sea que se convierte en el polo de atracción de la habitación, que era lo que buscaban sus creadores.

BlogDecoraciones

Newsletter