Escrito por Tendenzias

Cómo hacer jardines verticales paso a paso | Materiales, ideas y consejos

Son muchas las personas que se interesan cada día por cómo hacer jardines verticales paso a paso. Y no sólo personas anónimas, sino que también hay muchas empresas que apuestan por decorar así su edificio. La popularidad de los jardines verticales lleva bastante tiempo en auge, y poco a poco es más habitual verlos en todo tipo de lugares.

Se trata de una estupenda opción de decoración tanto para exterior como para interior. Es una solución sostenible para mejorar la vegetación de la zona, aún teniendo poco espacio. Y presenta muchos beneficios ecológicos y medioambientales:

  • Un metro cuadrado de este tipo de jardines genera el oxígeno equivalente al que necesita una persona durante todo un año.
  • Una fachada de cuatro plantas cubierta por jardines verticales filtra al año 40 toneladas de gases nocivos.
  • Reduce hasta 10 decibeliso de contaminación acústica.

Y además, mejora el rendimiento de las personas que trabajan rodeadas de vegetación.

Cómo hacer jardines verticales

Plantearse cómo hacer jardines verticales no es sólo una cuestión de estética. Supone mucho más. Por ejemplo, un edificio cubierto de plantas en una de sus fachadas reduce hasta 5 grados la temperatura interior, siendo un gran aislante en verano. Este es uno de los principales motivos por los que se instalan en las grandes ciudades donde la contaminación y el exceso de tráfico ha aumentado la temperatura.

Hay muchas formas de hacer jardines verticales, de manera más casera o más profesional. Y es de todo eso de lo que vamos a hablar en este artículo.

En esencia, los jardines verticales se pueden hacer con una estructura vertical por la que trepen las plantas o mediante paneles de tierra donde se colocan las plantas y que se sitúan de forma vertical.

A la hora de elegir las plantas que se van a instalar hay que tener en cuenta si es un jardín de interior o de exterior, el clima local, las condiciones de crecimiento y la ubicación del jardín. En cualquier tienda especializada te ayudarán a tomar las mejores decisiones.

Materiales para hacer jardines verticales

Los materiales para hacer jardines verticales varían mucho en función del tipo de jardín. Por ejemplo, para jardines que ocupen una pared entera, hay que tener un sistema de riego, un sustrato firme que soporte el peso, y una buena estructura con profundidad suficiente para guantar todo el jardín.

En los jardines caseros o de interior, el proyecto es de menor envergadura, y es más fácil producir jardines verticales de una manera más casera y cómoda.

En cualquier caso, a gran o a pequeña escala, lo mínimo que necesitas es:

  • La estructura vertical en la que colocar el jardín.
  • La tierra o sustrato.
  • El sistema de riego, si se requiere.
  • Las plantas.
  • Sujeciones firmes a la pared.

Y por supuesto, las herramientas de jardinería básicas para poder cuidar las plantas como se merecen.

Cómo hacer jardines verticales paso a paso

A la hora de pensar en cómo hacer jardines verticales paso a paso, lo más importante es tener clara la estructura. Se trata de una especie de caja, en la que se va a poder poner el sustrato sobre el que crecerán las plantas. Por eso debe ser algo firme y sólido, capaz de aguantar el peso. Y con una rejilla que evite que todo caiga hacia delante.

En los jardines verticales caseros se necesita algo similar al siguiente ejemplo:

En los jardines verticales profesionales, el trabajo es muy parecido, solo que se realiza a mayor escala. Una vez que se ha fijado la estructura con toda la tierra dentro, sólo hay que plantar las plantas de la manera deseada, y cuidarlas poco a poco.

Ideas para hacer jardines verticales

Además de los jardines de pared entera, hay muchas otras formas con las que llevar un jardín a un espacio vertical. Incluso, aunque tu idea sea acabar con un gran jardín, puedes empezar con algo más pequeño e ir creciendo.

Una de las ideas más básicas consiste en plantar las flores y plantas en pequeñas macetas, instaladas sobre una estructura vertical. Es una buen forma de ir preparando la vegetación, y dejando que crezca, hasta que esté lista para pasar a formar parte de jardines verticales completos.

Similar a esa primera idea, y muy popular, es la opción de utilizar palés. Se utilizan a modo de caja, con tierra o macetas dentro. De esta manera se va dirigiendo a las plantas para que crezcan hacia el frente y no hacia arriba. Pueden ser una idea definitiva, o un paso intermedio antes de llegar a los jardines completos.

Y si tienes claro que quieres un jardín vertical, pero aún no estás listo para encargarte de una pared entera, puedes crear uno o varios más pequeños. Delimita el espacio, a modo de marco, y trabaja esa zona con mimo y cuidado. Poco a poco verás si puedes ampliar el jardín, o ir creando nuevas zonas. 

Consejos para jardines verticales

A la hora de crear este tipo de decoraciones hay que tener muy en cuenta los consejos para jardines verticales:

  • La estructura es la base de todo, debe ser sólida y firme para evitar derrumbes o accidentes. Dedica tiempo a este aspecto antes de pasar a lo siguiente.
  • Es muy importante el control y estudio del sustrato utilizado y las condiciones ambientales.
  • Se deben seleccionar cuidadosamente las plantas, eligiendo especies que puedan aguantar y crecer bien en verticalidad.

Además, el sustrato debe ser prieto y no arenoso, para no estar en constante caída, ensuciando todo y perdiendo calidad dentro de la estructura.

Y una vez que esté instalado, se debe cuidar el jardín como cualquier otro. Tratar a las plantas con dedicación y cuidado. Podarlas, mimarlas y evitar que sufran plagas o problemas de salud que se puedan contagiar entre ellas. Cada planta requerirá un cuidado diferente, por eso lo mejor es elegir especies compatibles y fáciles de convivir entre ellas.

Sigue aprendiendo todo sobre los jardines y sus posibilidades con esta selección de artículos temáticos:

BlogDecoraciones

Newsletter